“¡ Oh almas adúlteras! ¿No sabéis que la amistad del mundo es enemistad hacia Dios?